Pollo al coco (Isla La Reunión) Poulet au coco.

Al hilo de los recuerdos de la Isla La Reunión, me resultaba imprescindible hacer una receta típica de lugar. He elegido una receta que reúna tradición, fuego lento, sabor criollo  y que sea elaborada con productos que podamos encontrar fácilmente en Europa.
Receta fácil, generosa y con carácter. Abstenerse dietas ligeras.
Ingredientes
1 pollo cortado en trozos medianos, a ser posible bio
4 tomates rojos maduritos.
3 cebollas.
6 dientes de ajo.
2 clavos
Un pellizco de azafrán en hebras.
Nuez moscada (al gusto, ojo no más de media cucharadita).
Pimienta negra (al gusto, una cucharada de café estará bien).
2 botes de leche de coco (ojo no de postre)
Aceite de oliva.
Sal y pimienta.
Utensilios
Un mortero
Al ataque
Salpimentamos nuestro pollo y lo ponemos a dorar en una sartén grande profunda con un generoso chorro de aceite.
Preparamos los tomates para escaldarlos, les hacemos un corte a la piel y los sumergimos en agua hirviendo unos 30 segundos, lo sacamos y les quitamos fácilmente la piel,  y lo cortamos en dados medianos.
Cortamos la cebolla y la picamos en dados medianos.
Ponemos en un mortero los ajos con una pizca de sal y los machacamos hasta obtener una pasta.
Una vez bien doraditos los pedazos de pollo añadimos el ajo machacado y mezclamos todo uno o dos minutos hasta que esté bien incorporado al pollo.
Añadimos la cebolla y la reahogamos hasta que esté bien transparente, mientras tanto ponemos el clavo, el azafrán, la nuez moscada (molida o recién rallada) y la pimienta  en un mortero de especias y las machacamos bien.

 

Una vez la cebolla bien incorporada y bien transparente, añadimos las especias y las incorporamos bien
a toda la preparación.
Seguidamente echamos el tomate cortado en dados y lo incorporamos bien, lo dejamos unos 5 o 6 minutos para que se poche un poco. Seguidamente
Añadimos las dos latas de leche de coco, a partir de aquí serán unos 45 o 60 minutos, depende de la evaporación , a mi me gusta a fuego lento , este lo dejé unos 60 minutos o más, chup-chup. Ir controlando la sal sin pasarse porque al reducir se potencia todo.
La preparación debe quedar como una salsa espesa y jugosa.
Plato de salsa y carne tierna, el paraíso para mojar pan o en este caso como marca la tradición isleña arroz
blanco.
Además si te gusta el picante, se puede preparar un picadito de cebolleta tierna, pimiento muy picante, tomate y alguna especia, para excitar el paladar.  Con esto ya te dan el empadronamiento en la isla.
Para darle color un poco de perejil picado y listo. Un espectáculo de sabor criollo.
Esta me gusta porque es de cocina chup chup, fácil y muy sabrosa. No hay excusas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *